La propuesta que inspira sueños sobre sueños fue presentada por Tres legisladoras demócratas Lucille Roybal-Allard (California), Nydia Velázquez (Nueva York) e Yvette Clarke (Nueva York).

La historia podría cambiar para muchos con esta propuesta que las representantes de la cámara baja han traído presentando este proyecto de ley que se muestra como un rayito de luz y esperanza para muchos, cuando se vive una caótica etapa antinmigrante en todo el país.

Durante años, los republicanos de la Cámara de Representantes bloquearon efectivamente cualquier proyecto de ley que expandiera la inmigración.

Pero ahora que los demócratas ganaron mayoría en la cámara baja, pretenden presionar al Senado controlado por los republicanos para que actúe.

La propuesta, que podría beneficiar aproximadamente a unos 4.7 millones, podría otorgar el codiciado estatus de residente permanente a miles de soñadores que son amparados de Acción Diferida para los llegados en la Infancia (DACA), el Estatus de Protección Temporal (TPS) y el de Partida Forzada Diferida (DED).

De ser aprobada esta propuesta los beneficiados estarían condicionados por un período de 10 años. Al término de los cuales los beneficiarios podrán gestionar el retiro de las restricciones e incluso ser elegibles para obtener la ciudadanía. Por ahora, cuenta con el apoyo necesario en la Cámara de Representantes, pero no en el Senado, controlado por los republicanos.

Esta es una importante propuesta de ley que protege los derechos de todos los beneficiarios de DACA, TPS y DED (…) Ha sido una de las diez prioridades de la nueva mayoría demócrata en la Cámara de Representantes», señaló la legisladora Lucille Roybal-Allard, coautora de la legislación, en una rueda de prensa en el Capitolio.

El programa DACA el cual protege a los jóvenes de las deportaciones, otorga permisos de trabajo y licencias de conducir.

El TPS fue creado en 1990 concediendo permisos de forma extraordinaria a extranjeros afectados por conflictos bélicos o naturales.

Requisitos mínimos exigidos por el plan para los dreamers, deberán probar:

• Que han estado presentes físicamente en Estados Unidos en los cuatro años anteriores a la fecha de promulgación de la iniciativa de ley.
• Que tenían menos de 17 años cuando ingresaron al país.

Además de presencia física, los potenciales benefactores
deberán probar que:

• Carecen de antecedents criminales
• No abusaron de las visas de estudiante.
• No cometieron poligamia.
• No han sido hallados culpables de tráfico de personas.
• No han votado ilegalmente.
• No renunciaron a la ciudadanía de EEUU para evitar
el pago de impuestos.

Requisitos adicionales

• Los dreamers deberán, además, presentar un certificado que demuestre que se graduaron de la escuela secundaria o haber obtenido un GED o credencial reconocida por el Departamento de Educación o estar en un programa para ayudar a los estudiantes a obtener un diploma de escuela secundaria.
• Los postulantes a la Green card o tarjeta verde condicionada deberán también pasar los controles de antecedentes de seguridad y cumplimiento de la ley, pagar una tarifa de solicitud razonable y registrarse para el Servicio Selectivo si es necesario.

Para obtener el estatus de residente permanente legal completo (LPR),
los soñadores deberán:

• Adquirir un título de una institución de educación superior de Estados Unidos o completar al menos dos años de buena reputación en un programa de licenciatura o superior, o en una carrera del área y programa de educación técnica de nivel postsecundario en EEUU.
• Completar por lo menos dos años de servicio militar y, de ser dado de alta, recibió una baja honorable.
• Estar empleado por períodos de tiempo de al menos tres años y al menos el 75% del tiempo ha tenido autorización de empleo.

El proyecto de ley también incluye una serie de disposiciones
para los dreamers, que incluyen:

• Derogar la Sección 505 de la Reforma de Inmigración Ilegal y la Responsabilidad del Inmigrante, Ley de 1996, que penaliza a los estados que otorgan matrícula estatal a estudiantes indocumentados sobre la base de residencia.
• Permitir que los dreamers accedan a la ayuda financiera federal.
• Asegurar que las personas con estatus de residente permanente condicional puedan acceder a licencias profesionales y comerciales.
• Permitir a los dreamers elegibles y con orden de deportación que soliciten una exención.

Para los TPS y DED

La H.R. 6 permitiría a las personas con Estatus de Protección Temporal (TPS) o DED cancelar los procedimientos de remoción si demuestran:
• Que han estado en Estados Unidos por un período de 3 años antes de la promulgación de la Ley.
• Que eran elegibles o tenían TPS al 25 de septiembre de 2016 o tenía el estado de DED al 28 de septiembre de 2016.

Los demócratas aseguraron que agrupar los tres programas de inmigración, en lugar de presionar por su aceptación por separado, les da la mejor oportunidad de aprobarlos y también coloca los estados menos conocidos de TPS y DED en la misma legislación que el programa de DACA más conocido.