Quince migrantes indocumentados no lograron cumplir su sueño americano, luego de que una pequeña embarcación en la que viajaban indocumentados volcó en las costas de California.

Los indocumentados consiguieron a llegar a una playa de San Diego donde posteriormente fueron detenidos por agentes de la Patrulla Fronteriza.

El suceso ocurrió durante la mañana del lunes 18 de mayo en un área cercana a Sunset Cliffs donde fueron víctimas del conflictivo escabroso terreno de la playa y las olas alta de la marea, circunstancias que impidieron que pudieran fugarse.

Al momento de la llegada de los agentes de la Patrulla Fronteriza al lugar donde se suscitó el incidente, encontraron a 13 de ellos en la arena. Los otros dos trataron de escapar escalando un acantilado para tratar de escapar, pero fueron capturados horas más tarde cerca del lugar por las autoridades.

De los 15 que iban en la lancha, solamente uno era de Honduras y el resto de México, 13 eran hombres y 2 mujeres, sus edades fluctúan de los 19 a los 57 años de edad.